lunes, diciembre 31, 2012

sábado, diciembre 29, 2012

The Brotherhood Of the Grape / La hermandad de la uva

La unidad familiar, con sus numerosas variantes y ramificaciones, ha sido tradicionalmente uno de los grandes sujetos narrativos. Por ello, The Brotherhood Of the Grape no aporta un solo grano de originalidad desde el punto de vista temático. Si bien John Fante pone especial acento en las relaciones paterno-filiales.

El padre que se alza ante nosotros a través de la pluma del escritor norteamericano es un ser tirano, infiel, egoísta, insensible, abusón, despilfarrador, pero fiel, eso sí, a sus amigos y a su trabajo como albañil/masonry. Esa clase de padre despótico cuyo carácter abrasivo obliga en todo momento al resto de miembros de la familia a posicionarse ante él.

La madre, en contraste, se erige como una figura abnegada, sacrificada, entregada a la cocina y a la iglesia con el mismo fervor que su marido lo hace al vino, a las mujeres, amén de al trabajo y a los amigos.

La acción transcurre en Saint Elmo, una pequeña localidad californiana olvidada, moribunda, poblada en buena medida por los descendientes de lo que en su día fue una floreciente comunidad italiana, a la que pertenece la familia del autor.

La historia es narrada en primera persona por el hijo que parece haber salido mejor parado –es escritor y reside con su propia familia en una casa frente a la costa- a raíz de una forzada visita a la casa familiar, valiéndose para ello de un estilo fresco, directo, desplegado en breves y ágiles capítulos que se suceden con una continuidad temporal salpicada de reminiscencias.

Pero la columna sobre la que se apoya el relato es siempre la figura de ese padre prepotente y maltratador sin el cual, sin embargo, al resto de miembros de la familia la vida parece resultarles inconcebible. Un ser insoportable al que en últimas instancia no queda más remedio que tolerar, que tratar de comprender, en la medida en que será en él en quien en último extremo, le guste o no, acabe por reconocerse su propio hijo.


jueves, diciembre 27, 2012

The Great Spanish Crash / El gran desplome español

Para informarse de una manera medianamente objetiva acerca de la debacle en la que hoy nos encontramos sumidos es necesario acudir a medios extranjeros -los patrios, cómo no, están contaminados por un sin fin de intereses-; por ejemplo, la BBC. El vídeo contiene un programa de una hora de duración -The Great Spanish Crash- dirigido a ofrecer una radiografía del desastre español. Fue emitido en la cadena británica y suscitó una protesta por parte del embajador español, nada menos que D. Federico Trillo Figueroa. Se ve que, habituados  a influenciar a los medios españoles -no digamos ya si se financian con dinero público-, a algunos les cuesta entender que los medios extranjeros se hallan fuera de su alcance. El programa evita tremendismos y tiene ese tono aséptico que caracteriza a la BBC. Y es que los hechos se bastan por sí solos.



  

domingo, diciembre 23, 2012

Espectros / Specters





No puede ser que solo yo los vea


I can't be the only one seeing them

martes, diciembre 18, 2012

El profesor / Detachment

Un colegio conflictivo en las afueras de Nueva York y las circunstancias de un profesor que allí ejerce como suplente -encarnado por Adrien Brody- son las coordenadas sobre las que gira la película El profesor (Detachment es su título original). Un centro de educación a la deriva en el que sus profesores, impotentes, asisten al naufragio de sus embrutecidos alumnos ante la indiferencia general. El profesor suplente es quien, paradójicamente, consigue tener un cierto impacto en sus alumnos si bien sus carencias son tantas y tan profundas que de forma inevitable se verá desbordado, al igual que ya le sucede en su vida personal. De ahí su actitud de distanciamiento emocional -ese detachment al que hace referencia el título- como instinto de protección.

Es una película irregular, que carga quizás las tintas en su vertiente dramática, pero que derrocha energía, vitalidad y cuyo propósito resulta meritorio. Contiene, por ejemplo, una encendida defensa de la literatura como instrumento de higiene mental, como antídoto contra el cinismo al que parecemos abocados por los mecanismos de la sociedad de consumo. 

Adrien Brody ejerce de protagonista absoluto -además de actor principal, en los créditos consta como productor ejecutivo- aunque secundado por actores de reconocido talento. Su responsable es Tony Kaye, una rara avis en la industria del cine que en su día dirigió American History X, película con la que El profesor guarda ciertos paralelismos -entonces fue Edward Norton quien llevó el peso de la película en la misma medida que ahora lo hace Brody-.

Por último, El profesor puede resultar útil para reflexionar acerca de las consecuencias que algunas medidas que hoy se están adoptando en nuestro país en torno a la educación pueden tener en el futuro, sobre todo en lo que concierne a esos colegios situados en las áreas más marginales y desfavorecidas, allí donde el tan ansiado mérito, no digamos la excelencia -da igual cuántas leyes se promulguen-, nunca pasa de ser una quimera.   


sábado, diciembre 15, 2012

¿Solo se indultan entre ellos?

David Reboredo es un gallego, toxicómano rehabilitado, que acaba de ingresar en prisión por traficar hace años con dos papelinas de heroina (400 miligramos en total). A fin de eludir los siete años de cárcel que le aguardan ha solicitado públicamente un indulto

Su petición contrasta con la sucesión de indultos que nuestros gobiernos prodigan a toda esa caterva de condenados habituados a moverse por los pasillos oficiales o que están bien representados en ellos.

Como protesta por la arbitrariedad  con la que nuestros dirigentes conceden sus perdones -incluso con los informes judiciales en contra, como en el reciente caso de cuatro  mossos de squadra condenados dos veces por torturar a un detenido-, el escritor Willy Uribe ha iniciado una huelga de hambre en apoyo de Reboredo.

Me parece una causa digna de atención, pone el foco sobre el ensañamiento gubernamental hacia cierto tipo de delitos frente a la ligereza que dispensa a otros. Todo ello en un proceso de endurecimiento del código penal al que parecemos abocados.

Si ya está rehabilitado, integrado socialmente, ¿tiene sentido que se le prive ahora de la libertad?

   

  

martes, diciembre 11, 2012

Mediocres

El triunfo de los mediocres anuncia, siempre, el fin de una era.

viernes, diciembre 07, 2012

Walking to you

Ben Watt y Tracey Thorn, Everything but the girl, se distinguieron en los años ochenta y noventa por elaborar un pop melódico, de elegante factura, con tendencia a la circunspeccción. Al anuncio por parte de su sello discográfico de la no renovación, tras muchos años, de su contrato, y consiguiente desengaño, le sucedió casi de inmediato el mayo éxito de su carrera: Missing , inlcuida en el que probablemente sea su mejor disco: Amplified Heart. En él viene incluido también este tema de corte intimista: Walking to you, que es mi preferido. El  reconocimiento por parte del gran público coincidió, asimismo, con una grave enfermedad que aquejó a Watts y que a punto estuvo de costarle la vida. Para cuando el sello discográfico trató de recular ya era tarde y el lanzamiento más esperado de Everything but the Girl fue disfrutado por un sello distinto. Tuvieron la elegancia de no titularlo Sweet Revenge

martes, diciembre 04, 2012

En venta

Para nuestro gobierno el dinero no tiene olor

Tampoco es blanco ni es negro ni tiene color

Nuestro gobierno desprecia por completo

El sentido de los códigos de honor

Por ello a España pusieron precio y está hoy en venta

Ávida por entregar su cuerpo y alma al mejor postor

sábado, diciembre 01, 2012

Diálogo

-Ssssh, ¿pero qué dices? ¡Menuda tontería! Oye, basta ya, ¿eh?, ¿quieres hacer el favor de callarte?, ¿no ves que estoy hablando yo? ¿Es que es mucho pedir que guardes un poco de silencio o qué?… Ya está bien... Vaya, ahora se me ha ido el santo al cielo, ¿qué es lo que estaba diciendo cuando me has interrumpido con semejante bobada?… ¡Ah, sí, ya me acuerdo! Decía que a fin de resolver el problema que nos atenaza, nuestra prioridad absoluta ha de ser el diálogo…